Una nueva era para los videojuegos

by

Algo está cambiando en el mundo de los videojuegos, un sector que comenzó como distracción y hobby de especialistas electrónicos que jugaban con sus osciloscopios.

A partir de ahí, algunos empezaron creando máquinas recreativas, muy simples, con un juego y un osciloscopio, pero con la llegada de los televisores y viendo que era un negocio rentable evolucionaron seriamente llegando a crear una industría con Salas Recreativas.

El siguiente “boom” fué la llegada de los videojuegos a los hogares, ya sea por las consolas o más tarde con los videojuegos para PC, lo cierto es que desde entonces una dura competencia entre las comañías del sector ha llevado los juegos a una carrera por dominar en las diferentes categorías: Shoters, RPG, Deportivos, Simulación…

Esta competencia ha llevado al sector a situarse como una gran industria que contínuamente ha obtenido ganancias, pero que a la vez requiere grandes inversiones en investigación, desarrollo e innovación, donde cada empresa a lanzado distintas apuestas con relativo riesgo, y finalmente el público a seleccionado lo mejor.

Pero ahora parece que se deja atrás esta época en la que pasamos del cartucho al CD, luego al DVD, Blu-Ray y al final almacenamiento masivo con descargas online; también esa carrera en la que hemos pasado de 8-bit a 64-bit,  o el aumento progresivo desde 256×240 hasta más de 2560×1600 píxeles. Las exigencias de los jugadores pedían mayores efectos gráficos, mejores historias, más realismo físico, modelos de personajes muy detallados, mejor Inteligencia Artificial, entre otras cosas…

En la actualidad se sigue exigiendo lo mismo pero quizás en otro orden de preferencia donde además se añaden otras que hasta ahora no se contemplaban, o al menos sin éxito. Éstas nuevas exigencias son:

  • Carácter social: Se busca más comunicación entre los distintos jugadores, y participación y juego en grupo para conseguir objetivos, se acabó jugar en solitario frente a la máquina, cooperación mezclada con toques de rivalidad son las claves para este nuevo boom.
  • Para todos los públicos: La idea es no restringirse a un grupo muy determinado de jugadores, todo público puede tener un juego a su medida. Es un reto hacer videojuegos que despierten el interés a personas mayores, o a niños muy pequeños, pero mayor reto aún es que un videojuego despierte el interés de todas las generaciones y de esta forma recorte las distancias que marca la sociedad. Cuanto mayor sea el campo a abarcar, más clientes, más publicidad “boca a boca”, y mayor alcance. A pesar de que en el pasado hubo varios intentos, parece que es ahora cuando el público general reacciona.
  • Interacción física: Ahora es necesario ir más allá del jugador tumbado en el sofá moviendo sus pulgares con asombrosa habilidad, ¿porqué restringirnos a los pulgares si podemos jugar con todo nuestro cuerpo?. En los años anteriores se asociaba los videojuegos al sedentarismo y a la obesidad, los videojuegos son ahora un método para ponerse en forma, donde el control de tu cuerpo es una de las habilidades más valoradas por otros jugadores, incentivando así la práctica de deporte y la alimentación saludable.
  • Jugabilidad: A pesar de que siempre ha estado presente, la competencia por crear el mejor simulador, el juego más realista y con mayores efectos, ha dejado muchas veces de lado a la jugabilidad, de forma que para poder disfrutar de un videojuego era necesario sufrir durante un mes aprendiendo los diferentes controles, combos, etc.
  • Educacional: Un juego es para jugar, claro, ¿pero porqué no también para aprender? La idea de “aprende jugando” es realmente atractiva para los padres que piensan que los videojuegos anulan la imaginación, creatividad o el aprendizaje de sus hijos. Aprender jugando es una forma cómoda y divertida de adquerir conocimientos sin necesidad de grandes esfuerzos, y los videojuegos son la herramienta perfecta para ello.
  • Diversión: Al igual que la jugabilidad, la diversión es algo innato de los videojuegos, ya que todos los juegos son un tipo de ocio. Sin embargo siempre podemos buscar nuevos tipos de diversión, en un monento parecía que esta industria se estancaba, los títulos que salían al mercado parecían todos iguales y muchas veces eran nuevos remakes de versiones anteriores, las nuevas vías de distribución de contenidos como internet han permitido qu salgan a la luz alternativas muy curiosas, pero con rotundo éxito, hay mil formas de divertir a la gente, no hay porqué estancarse copiando lo que otros hacen.
  • Acceso a la red: En los años en que vivimos ahora esto ya es indispensable, internet está por todas partes y con el tiempo será algo tan común como la red eléctrica. Los videojuegos necesitan conectar a los jugadores haciendo muchas veces de aplicación de comunicación entre las personas.
  • Proyección: Las sagas y las expansiones es algo que las distribuidoras inventaron en su momento para asegurarse las ventas, pero al margen de eso, al público le encanta tener nuevas versiones de los videojuegos que realmente les ha gustado. Las garantías de segundas partes, expansiones, o extras como mapas, personajes, coches o armas vuelven a ser una condición para los grandes éxitos. Por otro lado la transferencia del cine a los videojuejos o viceversa, es otra tendencia que los jugadores acogen muy bien.
Anuncios

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: